frases para una madre


Tengo ganas de decirte muchas cosas, Mamá.

Echo de menos tu mirada, tu caricia, tu mimo.... Mamá ya no me hablas, ni me acaricias, ni me tocas, ... ; me miras pero no me ves, me oyes pero no me sientes, pero yo se que aún quedan instantes en los que tu mano protectora se acerca a mi cara fugazmente y me siento arropado bajo tu suave manto materno.

Quiero recordar cuando era pequeño, cómo nos enseñaste a rezar aquellas melodías, como ... "angel de la guarda, dulce compañía,... o ... Jesusito de mi vida... ", ... nos enseñaste a obedecer (algunas veces inclusive con una zapatilla...Menudos éramos Elvi y yo)...y a otras muchas, muchísimas cosas, ... eramos inquietos, como cualquier niño.

Por las noches, cuando teníamos friebre, no dormías,... estabas siempre encima... y estás todavía en nuestro recuerdo, protegiéndonos contínuamente... y con Santa Gema iluminabas la senda con una vela ante cualquier suceso, deseando tú siempre el mejor camino.

Recuerdo cuando fui a vivir en casa de los tíos para poder empezar el bachiller en el colegio de los salesianos de Atocha, ...yo tenía unos 10 años, ... y te quedastes con Elvira y Angel en nuestra casita de Vallecas... !Que cantidad de recuerdos!... !Qué cantidad de consejos!, ... !Qué lágrimas escondidas!...

¡Gracias mamá, sin ti hubiéramos tropezado y tropezado.... un año y otro, en un camino y en otro....

Recuerdo también, cuando no quería estudiar más.... sólo quería tocar la guitarra de pueblo en pueblo...
Recuerdo vuestros esfuerzos en intentar conducir mi rumbo... no parabais de buscar un contacto para las oposiciones... no dejabais de sufrir trabajando mañana, tarde y noche, para conseguir pagar el colegio, la academia...... recuerdo tus labores (esos gerseys de lana hechos a mano....)...., ay mamá ¡si yo pudiera tocarte y besarte de nuevo....!

Tú lo arreglabas todo.... la ropa, el roto, el insulto, la pelea,... .

Mamá recuerdo la primera vez que me separé físicamente de vosotros, de chiquitín, cuando partí de casa en Carlos Aurioles, en un verano, y nos fuimos con las monjas Elvira y yo, a unas colonias..., se me rompió el alma.

..., yo se que a tí también te ocurrió lo mismo, pero tu nos diste fuerza y coraje para seguir, ...

Así nos dejastes colocadas las alas y el corazón a punto.

Sin tu ayuda nada hubiera sido igual, nos dabas ánimos para que nos esforzáramos en todo, ... mamá, yo entonces creo que casi todo lo hacía por ti... de niño y de joven... entonces no tienes la capacidad de la vista atras. ... y cuando mirabas atrás ....hay estabas tú. (hoy cuando miro atrás también te veo a tí)

Te quiero tanto, tanto, tanto... que solo en pensar en tí, me vienen lágrimas inmensas que encogen mi corazón en un segundo.... Claro que siempre no salían las cosas como deseábamos, ..., pero tu lejos de desanimarnos, siempre veías la parte positiva y nos trasmitías esa energía y esa paz,... y esa costancia necesaria para continuar y llegar a la meta. ...Gracias por ello mamá.

Recuerdo los días que pasábamos en la portería, con tus ojos vivos, con esa vitalidad tuya que no podías estarte quieta, recogiendo la mesa, fregando los platos, poniendo un poco más comida siempre a todos y tú sirviéndote la que menos... veo la mueca de tu sonrisa , esa mueca vive todavía conmigo... y como no, tu cariño de buena madre.... eso lo tenías a borbotones, lo dabas, lo regalabas,... no podías sujetarlo.... por eso todavía lo tengo agarrado.

Allá donde quiera que yo estuviese tu estabas muy cerca de mi, si no era físicamente era espiritualmente, nunca nos has dejado solos mamá. ... Ni siquiera ahora que no estás, estás con nosotros en todo momento.

Ya nos hicimos mayores mamá, tus sabios consejos nos sirvieron no sólo para ser buenas personas (que Elvira, Angel y yo... lo somos sin duda)... mientras duró esa etapa de nuestra vida, también supiste ser una buena esposa... Papá hoy te quiere muchísimo más que nunca. Te adora.. Te recuerda, Te mima... No te lo puedes imaginar... Si te lo imaginas....

... Yo, mamá, quisiera imitarte en tu papel como madre, con Raúl y con Ricardo... ( soy un poco madre a veces... Sé que tengo una vena tuya grande, además de algún que otro lunar que lleva tu ADN por delante....

Guardo en mi mente tus frases y tus opiniones de mujer madura y valiente ante las adversidades.

Mamá todavía siento, compruebo, lo noto... que nos aconsejas desde donde estés... desde la nada... … Aunque sé que es imposible, no hay imposibles.... Mi corazón está contigo y tú en él.

Ahora estás ausente, pero se que en el fondo, tu alma nos sigue.... como el primer día, derrochando amor

¡Nos has dado tanto amor !.

. ¡Te quiero un montón....y todos te queremos y todos te recordamos ...y siempre será asi.!

Coge este beso de mi alma, mamá.



"Madre: la palabra más bella pronunciada por el ser humano",
Kahil Gibran.

Tus brazos siempre se abren cuando necesito un abrazo.

Tu corazón sabe comprender cuándo necesito una amiga.

Tus ojos sensibles se endurecen cuando necesito una lección.

Tu fuerza y tu amor me han dirigido por la vida

y me han dado las alas que necesitaba para volar.



Un hombre quiere a su amor más que a nadie,
a su esposa mejor que a nadie,
pero a su madre ...
más tiempo que a nadie.



La mano que mueve a la cuna
es la mano que manda en el mundo
(W.S. Ross).




Dios no podía estar en todas partes a la vez,
y por eso creó a las madres.



Una madre no es una persona en la que pueda apoyarse,

sino una persona que hace que no necesite apoyarse en nadie.



Cuando se es madre, nunca se está sola en sus pensamientos.
Una madre siempre deber pensar por doble
- una vez por ella
y otra por su hijo.


De todos los derechos de una mujer,

el más grande es ser madre.



Mi madre fue la mujer más bella que jamás conocí.
Todo lo que soy, se lo debo a mi madre.
Atribuyo todos mis éxitos en esta vida a la enseñanza moral,
intelectual y física que recibí de ella.
(George Washington).



El amor de madre es el combustible
que le permite a un ser humano hacer lo imposible
(Marion C. Garretty).



Una madre es una persona
que al ver que solo quedan cuatro trozos de tarta de chocolate
habiendo cinco personas,
es la primera en decir
que nunca le ha gustado el chocolate.




Madre es el nombre de dios
que vive en los labios
y el corazón de todos los niños.




Ninguna lengua es capaz de expresar

la fuerza,

la belleza

y la heroicidad de una madre.

No hay comentarios.:

Google